Header image  
.buena salud y bienestar
 
line decor
  
line decor
 
 
 
 

 
 
enfermedades cardíacas

De acuerdo con las estadísticas, sólo tres enfermedades (enfermedades cardíacas, cáncer y diabetes) causan 3 de cada 4 muertes en los Estados Unidos. Las enfermedades cardíacas son la causa número uno de muerte en este país, causando 50% de todas las muertes.

El factor de riesgo clave en el desarrollo de esta enfermedad es la presencia de endurecimiento en las arterias (arterioesclerosis) y formación de placa dentro de las arterias. Un alto nivel de colesterol en la sangre está directamente relacionado con el desarrollo de arterioesclerosis. Más específicamente, un alto nivel de colesterol "malo", conocido como colesterol LDL o lipoproteína de baja densidad, aumenta dramáticamente el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Otros factores de riesgo importantes incluyen una dieta alta en grasas saturadas, la obesidad y la falta de ejercicio. Un estudio conducido por el doctor Dean Ornish in 1990 mostró que una dieta vegetariana baja en grasas no sólo redujo el nivel de colesterol en la sangre, sino produjo un aumento en el diámetro de las arterias en los pacientes estudiados. Es decir, la enfermedad cardíaca se comenzó a revertir al seguir este tipo de dieta.

El nivel de colesterol "bueno", o HDL (lipoproteínas de alta densidad) está relacionado de manera inversamente proporcional con el riesgo de enfermedades cardíacas, es decir, niveles bajos de colesterol "bueno" representan un aumento en el riesgo de esta condición. Hacer ejercicio ayuda a aumentar los niveles de colesterol HDL en la sangre, al igual que el consumo de grasas monoinsaturadas, como el aceite de oliva.

Mantener un peso ideal y controlar los niveles de triglicéridos en la sangre también son crucialmente importantes para el control de las enfermedades cardíacas. Estas metas también se pueden alcanzar siguiendo una dieta vegetariana baja en grasas y haciendo ejercicio regularmente.

Se ha demostrado que tomar agua ayuda a reducir el riesgo de ataques al corazón. Un estudio mostró que las personas que tomaban por lo menos 5 vasos de agua al día tienen menos posibilidades de morir de un ataque al corazón que las personas que no toman agua (41% en las mujeres y 54% en los hombres).

El desayunar regularmente también puede reducir el riesgo de ataques al corazón. La plaquetas en la sangre son más pegajosas en la mañana antes de desayunar, y este riesgo elevado se puede mantener por 2 o 3 horas. De la misma manera, dormir apropiadamente puede tener un efecto protector en el corazón probablemente por los efectos de la melatonina, la cual ayuda a reducir los niveles de colesterol, bajar la presión sanguínea y reducir el riesgo de ataques al corazón.

En resumen, las personas que sufren de enfermedades cardíacas pueden ver resultados dramáticos al seguir las siguientes recomendaciones:

  • Una dieta vegetariana baja en grasas, especialmente grasas saturadas y grasas trans, y alta en frutas, verduras y granos integrales.
  • Ejercicio diario si es posible (consulte un médico primero si no está acostumbrado a hacer ejercicio).
  • Mantener un peso ideal.
  • Tomar agua en cantidades suficientes todos los días.
  • Dormir 7 a 8 horas al día y desayunar cada mañana.

 

 


  Inicio | Contáctenos | Quienes Somos
Copyright © 2007, Salud Para Hoy, Sitio diseñado por Maria Jose Ronquillo


 

enfermedades

peso


aguja